La lucha continúa: STUNAM

Se conjuró la huelga en la UNAM

J. César Domínguez Galván (Radio Stunam).- La revisión salarial 2019 vivió su etapa final los días 30 y 31 de octubre, misma que se desarrolló en tres momentos: la entrega de la propuesta de la administración central universitaria, su valoración por parte de nuestra organización sindical y la respuesta que damos a la patronal a partir de los resultados arrojados por la votación de la base trabajadora. Fueron dos días en los que la discusión, la transparencia y la democracia sindicales formaron el sustrato para que se tomara una decisión colectiva.

El miércoles 30 de octubre, en punto de las 9 de la mañana, las dos representaciones se reunieron en el auditorio de la Dirección de Relaciones Laborales. Ahí, en voz del Secretario Administrativo de la UNAM, Leopoldo Silva Gutiérrez, se leyó el documento que daba respuesta a nuestro emplazamiento a huelga por revisión salarial y al pliego petitorio alterno que entregamos en su oportunidad.

Un aumento directo al salario del 3.4%, más otros de dos de 1% en diciembre de 2019 y marzo de 2020; la continuidad del Programa de Recuperación Salarial en todos sus términos, la ratificación del Programa de Jubilación Digna y la generación de una bolsa de 35 millones de pesos para revaloración del tabulador, entre otros puntos, conformaron la propuesta presentada a nuestra organización.

El encuentro duró sólo 15 minutos y en el ambiente se percibieron emociones encontradas; en las redes sociales la información se diseminó rápidamente y en cuestión de minutos una parte importante de las trabajadoras y los trabajadores universitarios ya estaban enterados.

A unos pocos metros, en las instalaciones de las Comisiones Mixtas, el Comité Ejecutivo del STUNAM tuvo una reunión para valorar la propuesta. Mientras sus integrantes discutían el punto, los delegados al Congreso General de Representantes (CGR) iban tomando sus lugares en el auditorio del recinto, pues a las 10:30 horas se había citado para valorar lo ofrecido por la patronal.

La sesión del CGR arrancó a la hora acordada con la lectura pormenorizada del documento que había sido presentado a nuestra organización hacía menos de dos horas. Los ánimos de debatir la aceptación o rechazo de la propuesta que hizo la administración central universitaria generaron una lista de 53 oradores para abundar sobre los argumentos de ambas posturas. Después de una primera ronda de 15 intervenciones se valoró que el punto estaba suficientemente discutido, y una amplia mayoría votó por orientar a la base trabajadora a no estallar la huelga, en tanto que 39 votos apoyaron el planteamiento contrario.

Durante la tarde de ese día y buena parte del 31 de octubre se desarrollaron las asambleas y votaciones en donde localmente los delegados al CGR llevaron la información y orientación a sus bases. Las urnas se instalaron sin contratiempos en cada una de las dependencias universitarias de todo el país y el voto personal, directo y secreto definió la respuesta que habríamos de dar como organización sindical.

Desde las 15:00 horas el equipo de trabajo de la Secretaría de Organización Administrativa recibió los paquetes electorales y alrededor las 20:30 horas se anunciaban los resultados preliminares: con el 96.3% de las delegaciones contabilizadas, 4,743 votos por estallar la huelga (30.44% de los votos efectivos) mientras que el 69.56% restante (10,838 votos) decidieron aceptar el ofrecimiento de la patronal y, por ende, no estallar la huelga. Si bien no eran resultados definitivos, la tendencia era ya irreversible.

A las 21:00 horas la administración central conocía nuestra postura. El Secretario General del STUNAM fue muy enfático al señalar que, aunque el aumento salarial ofrecido es insuficiente, el cariño que trabajadoras y trabajadores le tienen a la institución es mayor y que, aunque su decisión fue muy difícil de tomar, optaron por aceptar el porcentaje ya señalado. Además, el líder sindical les advirtió a los funcionarios que queda mucho por hacer, y les demandó que desde el lunes 4 de noviembre se reanuden los trabajos para atender los asuntos pendientes.

Aproximadamente a las 22:30 el acuerdo se ratificaba ante la instancia federal correspondiente, a saber, la Unidad de Funcionarios Conciliadores de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social. Su titular – licenciado Guillermo Hernández– junto con la representación de la UNAM, se trasladaron al auditorio de las Comisiones Mixtas para firmar trilateralmente el desistimiento de huelga. De esta manera, la voluntad de la base trabajadora se cristalizaba jurídicamente.

Sí, la revisión terminó. No así la lucha por la defensa de las conquistas laborales y la generación de mejores condiciones de trabajo. Unidos, conscientes y participativos, venceremos.

Fotos: Odin Urcid (Radio Stunam)