CUADERNOS DE EDUCACIÓN SINDICAL # 33

SOBRE ALGUNAS SECTAS Y SOCIEDADES SECRETAS

Recopilador: Fernando Contreras G.

 

 
 

 

Secretario General: Nicolás Olivos Cuéllar
Secretario de Prensa y Propaganda: Alberto Pulido Aranda
Elaboración de los Cuadernos: Alberto Pulido A., Agustín Castillo L., Armando Altamira G., Esperanza Paredes, Ángel Granados. Antonio Muñoz.
Ángel Alvarado (Tipografía).
Gustavo Godinez (Diseño)
Mecanografía: Amparo Flores Almazán.
Arnulfo Jiménez (Impresión).
Trabajo de Apoyo:Gabriel Caballero y Fidel Reza
Distribución Gratuita
Editados por la Secretaría de Prensa y Propaganda del STUNAM

 

 

Introducción

Desde el más remoto origen de la humanidad, la formación de las sociedades secretas ha acompañado al hombre, desde siempre han existido individuos que han poseído secretos conocidos sólo por unos cuantos, lo que ha dado como resultado la unión y la fraternidad entre ellos.

En esta brevísima recopilación de datos, la pretensión del autor consiste en presentar algunas de las organizaciones que por sus características han contribuido en la lucha contra las injusticias y por su liberación, por una parte, y de otro lado, exponer someramente los orígenes y la finalidad de algunas de las sectas más antiguas que han tenido resonante influencia en la sociedad en diversas etapas de la historia del mundo.

Desde luego, por la estrechez del espacio no se han incluido importantes sociedades como lo han sido las sectas antisociales, por ejemplo la "mafia", "la mano negra", los "thugs"; así como tampoco se incluyen grupos nacionalistas tales como el "Mau Mau", el "ERI”, o los racistas como el "Ku Klux Klan", y también se omiten por idénticas razones "la astrología", "los Rosacruces", etc.

Esperemos te sea de utilidad y pases un buen rato de esparcimiento con esta lectura, que a decir verdad, es un tema que a lo largo de la historia de la humanidad ha ejercido gran fascinación y se ha especulado mucho sobre las actividades y finalidades de estas organizaciones.

Fernando Contreras G.
Octubre, 1991


Priorato de Sion

Sociedad que se remonta a casi mil años. Entre los miembros de esta sociedad había varias figuras ilustres que seguían actuando en Francia y, posiblemente, en la actualidad en otras partes. El objetivo declarado del Priorato de Sión era devolver al trono de la Francia moderna a la estirpe merovingia, estirpe que había desaparecido del escenario de la historia más de mil trescientos años antes.

Los merovingios afirmaban ser descendientes por línea directa de la casa de David que se cita en el Antiguo Testamento. Asimismo sugerían la hipótesis de que Jesús había sido un legítimo rey de Israel, que se había casado y había engendrado hijos, que estos hijos habían perpetuado su estirpe hasta que, al cabo de unos tres siglos y medio, se fundió con la dinastía merovingia de Francia.

Entre las personalidades que tenían interés se cuentan hombres como leonardo de Vinci, Víctor Hugo y, más recientemente, André Malraux y el mariscal Alphonse Juin.

Los Caballeros de Malta

La Orden Soberana Militar de Malta como se le conoce ahora a la Orden de los Caballeros Hospitalarios de San Juan, es la rival tradicional de los Templarios originales.

La Orden de San Juan tuvo su origen en un hospital que había en Jerusalem dedicado a San Juan y fundado alrededor de 1070, por mercaderes italianos con el fin de que atendiera a los peregrinos. Parece que se constituyó oficialmente en Orden alrededor de 1100, poco después de la primera Cruzada, cuando eligió a su primer Gran Maestre. Así pues, los Hospitalarios precedieron a los Templarios, pero al principio no tomaron parte en actividades militares y se de dicaban exclusivamente a la labor que su nombre indica. En los años siguientes llegaron a comprender, junto con los Templarios y más tarde, los Caballeros Teutónicos, el principal poder militar y financiero de Tierra Santa, así como uno de los principales poderes de esta índole en toda la cristiandad. Al igual que los Templarios, se hicieron enormemente ricos. Al mismo tiempo, la orden siguió fiel a sus orígenes hospitalarios, manteniendo hospitales limpios y bien llevados en los que prestaban servicios sus propios cirujanos.

En 1979, la Orden contaba con 9 mil 562 Caballeros de pleno derecho, un millar de los cuales eran norteamericanos y más de tres mil italianos. Hoy día, desde su sede en Palazzo Malta en la vía Condotti de Roma, los Caballeros de Malta mantienen una organización hospitalaria de alcance mundial.

Se cree que en la actualidad la Orden de Malta es uno de los principales cauces de comunicación entre el Vaticano y la CIA. Abundan las pruebas de ello. En 1946, James Angleton -ex "jefe de estación" de la OSS (precursora de la CIA) en Roma y entonces "jefe de estación” de la CIA en la misma ciudad, además de ser el hombre que filtró millones de dólares de su "agencia" a democratacristianos italianos- recibió una condecoración de la Orden de Malta por su labor de contraespionaje.

La Logia P2

Los orígenes de la Logia Masónica P2 son oscuros, pero se cree que su formación data de principios del decenio de 1960. Cualesquiera que fuesen sus objetivos y prioridades, su Gran Maestre, el ultraderechista Gelli, no tardó en introducirla en la falange de grupos y organizaciones que constituían el "baluarte contra el comunismo". Algunos de sus miembros recibían generosos subsidios de la CIA y a través de individuos tales como Calvi y Sindona, la P2 era un medio de proporcionar fondos, tanto del Vaticano como de la CIA, a instituciones anticomunistas de Europa y América Latina. Calvi afirmaba haber gestionado personalmente la transferencia de veinte millones de dólares del Vaticano al sindicato Solidaridad de Polonia, aunque se cree que el total de dinero que se envió a Solidaridad superó los cien millones de dólares. Antes de ser acusado por asesinato, Michele Sindona no era solo el financiero de la P2, sino también el asesor de inversiones del Vaticano, encargándose de ayudar a la iglesia a vender su activo a Italia y reinvertirlo en los Estados Unidos.

Algunos la han identificado con la Mafia Norteamericana. Otros han sugerido la KGB o algún otro servicio de información de la Europa Oriental. Algunos incluso han dicho que era la Prieuré de Sion. En 1979, sin embargo, un desertor de la P2 -un periodista llamado Minoi Pecorelli -acusó a la CIA. Dos meses después de esta acusación, Pecorelli fue asesinado.

Los caballeros templarios

La orden del Temple fue fundada en 1119 por Hugo de Payens, el Caballero borgoñón que reunió a otros ocho caballeros para constituir esa fraternidad integrada por "pobres soldados compañeros de Cristo". Su principal inspiración fue la secta de los " Asesinos" famosa en Siria por su efectividad y alcances. Partiendo de esa inspiración indirectamente los Templarios condicionaron su destino; la intención inicial fue imitarlos en cuanto a sus reglas disciplinarias internas y al objetivo de la lucha. En ambos casos se recurrió a la violencia para imponer una religión.

La primera acción de Hugo de Payens al frente de sus heroicos Caballeros fue proteger los caminos que recorrían los peregrinos que viajaban de Europa a Jerusalén y otros lugares de Tierra Santa.

Los templarios se ganaron la confianza de Luis VII y Peor extensión de otros monarcas europeos al extenderse su fama, durante la Segunda Cruzada que se desarrollo entre los años 1146 y 1150; el resultado general de esos cuatro años de luchas ininterrumpidas favoreció a los musulmanes; si los cristianos obtuvieron algún balance positivo fue gracias a la intervención directa de los Templarios cuya disciplina y combatividad fueron modelo de imitación para los ejércitos Cruzados.

Sin embargo, debido al poder que habían adquirido los Templarios representando un peligro para las monarquías europeas, el rey Felipe IV de Francia empezó a maquinar planes para exterminarlos, y es así como con el apoyo del Papa Clemente V se instrumentó una calumnia contra la Orden acusándola de blasfema hacia la religión cristiana, de homosexualidad, satanismo, etc., por lo que fueron ejecutados en la horca.

Los Templarios fueron simples instrumentos utilizados por la Iglesia y por las monarquías europeas para imponer su predominio en Oriente, previniendo la expansiones musulmanas. Los ideales de Caballería la romántica concepción del sentido del honor, la necesidad de obediencia a la Iglesia fueron los elementos explotados por reyes y papas para lograr sus objetivos.

Los carbonarios

Los Carbonarios han formado sociedades secretas en varios países europeos desde el siglo XIII, aunque sus referencias más frecuentes los identifican en movimientos nacionalistas italianos surgidos a principios del siglo XIX. Ciertamente fue en Italia donde esta organización logró mayor auge, identificándose en mejor medida con las aspiraciones populares en su lucha contra la monarquía; de allí que los "Carbonari" hayan escrito SU historia adscritos a las luchas de líderes revolucionarios como Garibaldi, Mazzini entre otros.

Los "Carbonari" aparecieron en Italia entre el año 1700 y la década posterior; el primer objetivo que planteó su formación como sociedad secreta fue combatir las dinastías extranjeras que sojuzgaban a los italianos manteniendo dividido su territorio en pequeños reinos bajo sistema feudal. La oposición surgió de grupos genuinamente populares: su intención era reivindicar los derechos populares; su lucha no se relacionaba con ningún otro grupo de acción política ni proyectaba ambiciones de poder; era una reacción espontánea contra la opresión monárquica. La persecución del gobierno les obligó a inventar contraseñas para identificarse entre sí; por sus objetivos e ideales su asociación formaba una peligrosa conspiración que les obligaba a tomar medidas extremas de precaución para protegerse cuidándose de evitar infiltraciones delatoras. Esta fue la razón natural que originó el nacimiento de un rito de iniciación y más tarde dio pauta a un complejo sistema de formación estructural interna que, por cierto, ha sido imitado por un gran número de grupos guerrilleros en casi todo el mundo. Su estructura se basa en la organización de comandos o brigadas enlazadas entre sí a distintos nivele, respetando estrictas jerarquías que evitan la interrelación general de todos los militantes. Cada uno de estos comandos o" células" tienen un representante ante otro grupo superior, y así sucesivamente, de manera que las posibilidades de infiltraciones son realmente escasas y mayor la garantía del secreto; no puede decir nada quien no sabe nada.

La fracmasoneria

Los orígenes de la masonería se pierden en los tiempos más remotos, aunque para algunos Salomón es el primer rastro luminoso de su origen, buscando en Hiram el jefe de la secta de masones, que erigieron el templo de Jerusalem; y hay quien remonte a Moisés y Aaron la cuna de la gran familia masónica y quien suponga a Enoch y Elfas fundadores en el Monte Carmelo del rito de la fraternidad humana, bajo la idea del Gran Arquitecto del Universo. Estas afirmaciones carecen de prueba posible; pero adjudicándose los hechos históricos más culminantes, la masonería ve en el Mesianismo hebreo el trabajo secular de sus doctrinas, y en Juan el Bautista el precursor de! cristianismo, evolución suprema del único Dios (Theos) y de la hermandad entre los hombres, contra el politeismo del imperio romano; y mientras reverencia el Precursor, no dedica culto ni memoria especial a Jesucristo, aceptando en su confraternidad a los que profesan toda especie de religiones, con sólo la exigencia del deismo; alegando que circunscribe su acción a extender entre los hombres el principio fraternal, sin ligarlo a fórmulas religiosas que creasen innecesarias exclusiones a su fundamental propósito, puramente humano y esencialmente práctico.

Dos grandes fenómenos de la Edad Media se atribuye al masonismo: las Cruzadas y los gremios artísticos e industriales. En cuanto a las Cruzadas, ya se sabe que fueron precedidas por la instalación en Oriente de caballeros hospitalarios de la Orden de San Juan, después Templarios por el edificio del "Temple" que ocuparon en París, y esta orden tuvo que consagrarse a transigir en una fórmula particular el misticismo de los cristianos Orientales con el espíritu más realista de los cristianos de Occidente, a fin de crear una correspondencia moral, como creó la comunicación entre unos y otros por la lengua franca. De esta idea surgió la de radicarse en la estimación de cristianos e infieles por medio de la caridad, que prescindiése de diferencias entre los hombres. En el proceso de Roma declaró Cagliostro que la secta masónica de la "Estrecha Observancia" se proclamaba vengadora de los Templarios; conspirando contra el Pontificado Católico y la monarquía, para hacerles expiar el sacrificio de la orden que presidieron Clemente y Felipe "El Hermoso".

Respecto a los gremios artísticos e industriales su cohesión obedecía a un pensamiento, instintiva o deliberadamente masónico, porque la fraternización, la recíproca y general ayuda de los hermanos y los símbolos, alegorías y convencionales cifras de arquitectos, artífices, fabricadores y menestrales, viene a ser los caracteres predominantes de las sociedades masónicas.

En Escocia consta la introducción del masónismo por los arquitectos que levantaron la Abadía de Kilwinning, primer centro en aquel país del antiguo rito escocés, hasta el incendio de la logia en 1742, en que tomó el primer rango la logia de Santa María, que conservaba sus archivos desde 1598, consecutivamente y sin interrupción, porque la reforma no persiguió estas sociedades como lo hacía el catolicismo.

Tanto en Europa como en otros lugares donde se puedan rastrear los fragmentos de la idea masónica, se puede apreciar la integridad de sus principios como aseguraban "que están basados en pura moralidad, siendo su ética la del cristianismo, sus doctrinas las del patriotismo y amor fraternal, y sus sentimientos los de una exaltada benevolencia".

El movimiento Yijetuan

La Yijetuan, llamada originalmente Yijechüan (sociedad de los puños de justicia y armonía), era una organización popular sumamente mística, cuyos miembros conocidos como los "boxeadores", gozaban de fama por el ejercicio del arte militar tradicional chino.

Básicamente, las masas de la Yijetuan eran, en primer término, campesinos, y luego, artesanos, pobres de la ciudad, transportadores terrestres y fluviales y comerciantes ambulantes. En el seno de la Yijetuan, todos, tanto los jefes como los miembros de base, debían someterse a disciplina, permanecer estrechamente unidos y obedecer las órdenes. En la batalla, diez combatientes formaban un "pan" ("escuadra") al mando de un "chi chang" (cabeza de diez). Diez pan constituían una lIta tui" (brigada) dirigida por un "pai chang" (cabeza de cien).

Este movimiento que estalló en 1000, fue una rebelión antiimperialista y patriótica, cuya fuerza principal la constituyeron los campesinos. Fue producto de la agresión imperialista, de una crisis nacional sin precedentes y punto culminante del desarrollo de la lucha contra la agresión y el reparto, realizada por el pueblo chino después de la guerra Chino Japonesa en 1894.

El Reino Celestial Taiping

En 1851 bajo la dirección de Juny Siu -Chüan se anunció el establecimiento del Reino Celestial y el levantamiento contra la dinastía Ching.

La revolución Taiping se prolongó por un espacio de diez años y el poder revolucionario influyó sobre todo el país. Ninguna de las anteriores guerras campesinas puede ser comparada con la Revolución Taiping en envergadura o influencia. Ella formó en el curso de la lucha, un cabal sistema institucional político, económico, militar, educacional y cultural.

El proceder de los revolucionarios Taiping cuando subieron al escenario de la historia moderna de China, fue completamente diferente del de aquellos que participaron en las anteriores revoluciones campesinas. Ellos no solamente luchaban contra el feudalismo sino que también se opusieron a las fuerzas agresivas del capitalismo extranjero. Ella fue una revolución contra el imperialismo y su lacayo, la dinastía Ching.

La magla

La India, dice una tradición cabalística, fue poblada por los descendientes de Caín, es el país de las supersticiones, y en ella se perpetuó la magia negra por medio de las tradiciones originales del fratricida; aquella región, además creó un simbolismo, que por su extraordinaria riqueza, parece ser anterior a todas las demás. La "Trimurti" de los brahmanes, con sus tres conceptos, del dios creador, del destructor y del separador.

Egipto es el pueblo en donde se integra la magia como ciencia universal, dice Eliphas Lévi, que "Sus ruinas son a manera de páginas dispersas de un libro prodigioso, cuyas letras eran los templos cuyas frases eran las ciudades, punteadas todas con obeliscos y esfinges". La división misma del Egipto era como una síntesis mágica; los nombres de las provincias correspondían a las figuras de los nombres sagrados. El arte sacerdotal y el arte real formaron adeptos por medio de la iniciación. Una de las grandes figuras de Egipto fue José, el cual debió su elevación a la ciencia de interpretar los sueños; ciencia que no era otra cosa que la inteligencia de la relación que existe entre las ideas y las imágenes, entre el verbo y sus figuras: sabía muy bien el adivino del Faraón, que durante el sueño, el alma sumergida en la luz astral, ve los reflejos de sus más secretos pensamientos y aún de sus presentimientos.

Moisés refiere que a la salida de Egipto, los israelitas se llevaron los vasos sagrados de los egipcios, en lo cual hay que ver una alegoría, pues el gran profeta no hubiera permitido que su pueblo cometiese tal hurto. Los tales vasos eran los secretos de la ciencia egipcia que Moisés aprendiera en la corte del Faraón, y en virtud de las cuales hizo aquellos grandes prodigios, logrando sacar al pueblo hebreo de la servidumbre y esclavitud en que se hallaba.

Enseguida de Egipto viene Grecia en el orden de los pueblos que ejercieron la magia. En él se ve Orfeo, el gran mago, a los acordes de su lira cantando los himnos sagrados, las rocas se allanan, las encinas se arrancan y las fieras se amansan. La fama que le sigue después de muerto es de hechicero y encantador; atribúyesele, como a Salomón, el conocimiento de los simples y de los minerales, la ciencia de la medicina celeste y de la piedra filosofal y es el fundador de los misterios órficos, cifra y compendio de la magia, que tomaron prestada Pitágoras y los iluminados de Alejandría.

El primer mago de quien nos habla la tradición en la época del cristianismo es Simón, llamado por antonomasia el mago.

En donde se hallan noticias más concretas acerca de la magia es durante el reinado de Carlomagno. Este rey fue el verdadero príncipe de los encantamientos y de la hechicería, pudiendo considerarse su reinado como una etapa solemne y brillante de transición entre la barbarie y la Edad Media; es una manifestación de majestad y grandeza sólo comparable a las pompas mágicas del reinado de Salomón.

La sociedad de la Edad Media continuó fanatiza bajo las artes de la magia, que a medida que avanzaban los tiempos, se perfeccionaban con los progresos de los que hacían de ellas un "modus vivendi", Entre estos, fue famoso el rabino Jequiel, gran cabalista francés y notable físico del tiempo de Luis IX el Santo, por su lámpara y su clavo mágico, prueba manifiesta de que había descubierto la electricidad, o que, por lo menos, conocía sus principales aplicaciones, ya que el conocimiento de este fluido tan antiguo como la misma magia, se transmitía como una de las claves de la alta iniciación.

En todas las hechicerías y obras de magia, especialmente en la Edad media, desempeñó un importante papel el diablo o espíritu infernal, al que se hacía intervenir como agente obligado. Esta realización aparente del fantasma de la perversidad fue como una encarnación de la locura humana; el diablo vino a ser como la pesadilla de los conventos; el espíritu humano llegó a tener miedo de sí mismo.

Actualmente funcionan conventículos donde se celebran los mismos ritos descritos desde hace miles de años en textos que observaron con curiosidad ese culto. En un moderno edificio de una de las capitales mundiales más importantes es probable que haya un Sabbath y sus protagonistas sean los jóvenes que caminando por la calle ganan miradas de admiración, exitosos profesionistas o acaudalados magnates. Funcionan en secreto desde luego, pero en los últimos años han sido cada vez más frecuentes los descubrimientos de sectas satánicas dedicadas al culto diabólico en las grandes ciudades.

La alquimia

El concepto corriente acerca de la alquimia era de una ciencia quimérica que buscaba la "piedra filosofal” y la panacea universal. Se le denominó la ciencia de la vida en los tres reinos de la naturaleza, cuyo fin, era separar el principio activo de la materia inerte, estudiando las causas y los principios, la ley universal y eterna de la evolución que cambia insensiblemente el plomo en oro y perfecciona al hombre a pesar suyo. En la alquimia no había propiamente magia, porque no hacía transformar el mercurio en oro, pretendiendo únicamente extraer de un cuerpo la vida para infundirlo a otro; sin embargo hubo muchos alquimistas que actuaron de verdaderos magos. El alquimista filósofo-docto aspiraba a la solución del problema de la unidad en la existencia y en la materia; de entre los alquimistas medievales deben citarse a Alberto el Grande, Rogerio Bacón, Santo Tomás de Aquino, Ramón Llull, Arnaldo de Villanova, Basilio Valentín, Paracelso y otros, cuyas obras fueron: "el libro de las luces", "La flor de las flores", "Nueva Luz", "Médula de Alquimia", "Carro del triunfo del antimonio", "La entrada abierta al palacio cerrado del rey", etc.

El estudio de las propiedades de los cuerpos se remonta a la más remota antigüedad, con los títulos de: "Arte Sagrado", "Ciencia Divina", "Ciencia Oculta", "Arte de Thathon de Hermes", etc., antes de que se llamara alquimia, última y definitivamente química. Los sacerdotes egipcios de Tebas y Menfis eran los iniciados en el arte sagrado, y establecieron laboratorios en los templos. Los iniciados creían poder hacer en pequeño lo que el dios creador demiurgo hiciera en gran escala, y por esto ante los ojos del vulgo, el sacerdote era, además de un representante de la divinidad, a modo de un compendio de ésta. En la antigüedad, toda ciencia se resumía en la filosofía; pero con respeto al arte sagrado, el laboratorio del templo constituía el hecho, y la imaginación del sacerdote la teoría. Indagando en la mitología, se observa que Saturno practicaba la ciencia de la alquimia, lo cual es signo revelador de la antigua raigambre, que tales estudios tenían en la civilización oriental. El punto de partida fundamental de todo razonamiento era la observación y la imitación de la naturaleza.

La kabala

Muchas de las religiones han conservado el recuerdo de un libro primitivo escrito en figuras por los sabios de los primeros siglos del mundo, y cuyos símbolos, simplificados y vulgarizados más tarde, han suministrado a la Escritura sus letras, al verbo sus caracteres, a la Filosofía oculta sus signos misteriosos y sus pantáculos.

Este libro, atribuido a Enoc, el séptimo maestro del mundo después de Adán, por los hebreos; a Hermes Trismegisto, por los egipcios; a Cadmo el misterioso fundador de la Villa Santa, por los griegos; en el resumen simbólico de la tradición primitiva, llamada después Kábbala, o Cábala, de una palabra hebrea que es la equivalente a tradición.

Esta tradición reposa por completo en el dogma único de la magia, según Eliphas lévi: lo visible es para nosotros la medida proporcional de lo invisible. Así, pues, los antiguos, habiendo observado que el equilibrio es, en física, la ley universal y que resulta de la oposición aparente de dos fuerzas, dedujeron del equilibrio físico el equilibrio metafísico y declararon que en Dios, es decir, en la primera causa viviente y activa se debían reconocer dos propiedades necesarias e inherentes la una a la otra, la estabilidad y el movimiento, la necesidad y la libertad, el orden racional y la autonomía volitiva, la justicia y el amor, y, por consecuencia también, la severidad y la misericordia, y son estos dos atributos los que los cabalistas hebreos personifican de algún modo bajo los nombres de Geburah y de Chesed.

Una forma en que los rabinos dividen la Cábala es en Bereschit, o Génesis Universal y en Mercanah, o Carro de Ezequiel. De las dos maneras de interpretar los alfabetos cabalísticos forman dos ciencias denominadas: la "Gematría" y la "Temurah", y componen el arte notorio, que no es otra cosa en el fondo que la ciencia completa de los signos del Tarot y su aplicación compleja y variada en la adivinación de todos los secretos, sean de la filosofía, sea de la naturaleza o sea también del porvenir.

El sistema cabalístico, ejerció gran influencia no sólo en el judaísmo, sino en el espíritu humano en general, contando entre sus adeptos a Akibah, Rlón, Avicena, Ramón Llull, Pico de la Mirandola, Paracqlso, Reuchlin, Enrique Morus, Van Helmont, Alberto Flyad y otros.

Bibliografía

EL LEGADO MESIANICO. Michael Baigent, Richard Leigh, Hanry lincoln. Editorial Martínez Roca.
EL SIMBOLISMO FRANCMASONICO. R. W. Mackey,Editorial Diana.
CAGLIOSTRO. José Velázquez y Sánchez. Editorial El Caballito
LAS SECTAS Y LAS SOCIEDADES SECRETAS. Santiago Valenti Camp. (Editorial Del Valle de México.
LAS SOCIEDADES SECRETAS. Peter Gitlitz. Editorial Círculo de lectores.
VIDA OCULTA DE LA MASONERÍA. C. W. Leadbeater Gómez Hnos. Editores.
EL REINO CELESTIAL TAIPING.Ediciones de lenguas extranjeras. Pekin China.
EL MOVIMIENTO YIJETUAN. Ediciones de lenguas extranjeras. Pekín China.
LAS SOCIEDADES SECRETAS EN 25 MIL PALABRAS Editorial Bruguera.


CUADERNOS YA EDITADOS
1. "Muero como viví ¿Cómo decirles Adiós? Seis Cartas de Vanzetti.
2. "Historia del Primero de Mayo". (Primera Edición).
3. "Carlos Marx 1883-1983" Recopilación.
4. "Bertoh Brccht: Intelectual Comprometido".
S. "Agresiones Armadas Yanquis contra México". Cronología.
6. "Las Calles de México". Luis González Obregón.
7. "El asalto a San Bruno". Alberto Pulido A.
8. "Zapata y Villa en la Ciudad de México". J. Grigulevich.
9. "El Rock y su Contenido Social".
lO. "Un día Dos de Octubre de 1968". Antología.
11. "Rubén Jaramillo. Un Profeta Olvidado". Raúl Macin.
12. "De Indios y Vaqueros".
13. "Sandino y Nicaragua".
14. "Rajatabla". Luis Brito García.
IS. "historia del Primero de Mayo". (Segunda Edición)
16. "Manuel Buendía: un hombre, una huella, un ejemplo" Francisco Martínez de la Vega.
17. "Cuentos para niños Sobre Derechos Humanos". (Antología). Marco A. Sagastume.
18. "RENATOgramas de LEDUC". Recopilación.
19. "La línea dura en el Rock". Alberto Pulido A.
20. "El Mexicano", Jack London.
21. "Los Wobblies, Activistas Sindicales". Morais Boyer.
22. "Los Literatos Malditos". Antología.
23. "Una modesta proposición". Jonatban Swift
24. "150 Frases Célebres". Recop. de Alberto Pulido A.
2S. "París la Revolución de Mayo". Carlos Fuentes
26. "El Movimiento del 68 en la Poesía". Rccop. de Albcrto Pulido A.
27. "Los mensajes del Blues". Recop. de Albcrto Pulido.
28. "El Ajedrez en la Literatura". Rccop. Fernando Contreras G.
29. "El Cuentista" Horacio Quiroga. Esperanza Paredes
30. "Me llamo barro aunque MIGUEL me llame". Miguel Hernández
31. "Muere una planta y nace el pulque". Egon Erwin Kisch.
32. "Cápsulas del Pensamiento Político de Sartre". Rccop. de AIbcrto , Pulido A.
33. "Sobre algunas Sectas y Sociedades Secretas". Recopilador: Femando Contreras G.